martes, 27 de junio de 2017

Miguel Ángel Collado asume la Presidencia semestral del Grupo 9 de Universidades


  • El rector ha asumido la Presidencia en el marco de la Asamblea General de Rectores del Grupo, celebrada en Toledo


Tras la Asamblea General de Rectores celebrada este martes en Toledo, el rector de la Universidad de Castilla-La Mancha, Miguel Ángel Collado, ha asumido la Presidencia del Grupo 9 de Universidades (G-9) hasta el próximo mes de diciembre. Así lo ha puesto de manifiesto en una comparecencia ante los medios de comunicación acompañado por el rector de la Universidad de Zaragoza y presidente saliente, José Antonio Mayoral, en la que ambos han compartido reflexiones y criterios “para seguir avanzando al servicio de la sociedad” en aspectos relacionados con la investigación, la docencia, la gestión de personal o las políticas universitarias de transparencia o responsabilidad social.

Siete de los nueve rectores que integran el G-9 se han dado cita este martes en el Campus de Toledo para celebrar una Asamblea General que ha tenido como resultado, además de una nueva Presidencia semestral, un convenio con el Colegio Hispanoamericano de Cali (Colombia), un acuerdo de cooperación para el suministro gratuito de artículos científicos entre las bibliotecas, acciones para la compra centralizada de servicios y suministros y una nueva propuesta de colaboración en los planes formativos del campus virtual compartido. Además, se ha entregado el IV Premio ‘Tesis Doctorales en Cooperación para el Desarrollo’ al doctor por la Universidad Politécnica de Valencia Pau Lillo Rodrigo, por el trabajo de investigación titulado ‘Acceso a la energía para el Desarrollo Humano Sostenible. Análisis de proyectos con Energía Renovables y modelos de gestión comunitarios en zonas rurales’.


De todos estos acuerdos adoptados en el transcurso de la Asamblea habló el rector de la UCLM y nuevo presidente del G-9 en su comparecencia ante los medios, en la que señaló que el Grupo, integrado por las universidades de Cantabria, Castilla-La Mancha, Extremadura, Illes Balears, La Rioja, Oviedo, País Vasco, Pública de Navarra y Zaragoza, ha ratificado por unanimidad el comunicado emitido por las sectoriales de Gerentes y Profesorado, que reclama la supresión del sometimiento a la tasa de reposición como “solución real a los problemas de la necesaria incorporación de personal a la Universidad pública española”. Siguiendo este documento, calificó de “injusto” el contenido del Proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado para 2017 en relación con el Personal de Administración y Servicios (PAS), que no contempla medidas de estabilización para este “colectivo clave” en el desarrollo de las universidades. 

En relación con la investigación, Collado recordó los datos aportadas por el informe de la Fundación COTEC sobre inversión pública. “Son cifras bajas, muy inferiores a la media europea, y en el caso de algunas comunidades autónomas como Baleares y Castilla-La Mancha estamos a la cola. Esto es un grave daño a la Universidad, pero sobre todo a la propia sociedad y a la atracción de conocimiento”. Por eso, “seguimos insistiendo en la necesidad de un Pacto por la Ciencia que vaya más allá de los avatares políticos y que asegure que podamos crear riqueza en nuestro país y en nuestras regiones”, dijo.

Finalmente, en nombre del G-9, Collado reclamó una mayor autonomía universitaria, tanto financiera como académica, y señaló que un informe reciente de la Asociación Europea de Universidades sitúa a las españolas por encima del puesto número 20 en nivel de autonomía. “Como Universidad reclamamos poder cumplir nuestras funciones teniendo medios para ello. Sabemos que tenemos que rendir cuentas, económicas y de resultados tangibles en formación e investigación. Eso se enmarca bajo un principio que es fundamental para cualquier Universidad, la autonomía financiera y académica”, afirmó. 

Fuente: Gabinete de Comunicación UCLM.


lunes, 26 de junio de 2017

Una tesis sobre Energía y Desarrollo Humano Sostenible, ganadora del IV Premio de Tesis Doctorales en Cooperación para el Desarrollo del Grupo 9 de Universidades


  • Su autor, Pau Lillo Rodrigo, doctor por la Universidad Politécnica de Valencia, recogerá esta semana el Premio en Toledo, de manos de los rectores del G-9.
  • Al Premio han concurrido 25 trabajos de 19 universidades públicas españolas.

“Acceso a la energía para el Desarrollo Humano Sostenible. Análisis de proyectos con Energía Renovables y modelos de gestión comunitarios en zonas rurales”, es el título de la tesis ganadora del IV Premio de Tesis Doctorales en Cooperación para el Desarrollo del Grupo 9 de Universidades (G-9). Su autor, Pau Lillo Rodrigo, doctor por la Universidad Politécnica de Valencia, recibirá el Premio esta semana en el transcurso de la Asamblea General de Rectores del G-9 que se celebrará en Toledo.

El Comité Evaluador del Premio, compuesto por 9 personas vinculadas al mundo de la Cooperación para el Desarrollo, en posesión del título de Doctor, y pertenecientes a las universidades del G-9, ha destacado en relación a la tesis ganadora “la calidad de la investigación, probada con las publicaciones incluidas en el trabajo presentado”. Asimismo, el Comité ha puesto de relieve que “los resultados del proyecto son claramente aplicables y valiosos para las políticas y estrategias de la Cooperación al Desarrollo desde la óptica de Desarrollo Humano y la Sostenibilidad”.

A la cuarta edición del Premio han concurrido 25 tesis doctorales de 19 universidades públicas españolas, defendidas, según las bases de la Convocatoria del Premio, entre el 1 de enero de 2015 y el 31 de diciembre de 2016.

TEMÁTICA DE LA TESIS GANADORA

En el trabajo premiado, su autor expone que la energía es crucial para erradicar la pobreza, mejorar el bienestar y aumentar los estándares de vida de las personas. Sin embargo, “una de cada cuatro personas en el planeta carece de servicios básicos energéticos, lo cual supone una enorme barrera para mejorar las condiciones de vida y un serio obstáculo al desarrollo económico y social”.

En este sentido, para lograr procesos de desarrollo es “esencial dotar a la población de modernos servicios básicos energéticos adecuados y fiables, utilizando tecnologías seguras y ecológicamente racionales, de conformidad con las necesidades socioeconómicas y los valores culturales”, señala el autor. Sin embargo, esto sigue siendo “un gran desafío ya que una amplia mayoría de la población mundial, especialmente en zonas rurales, todavía carece de servicios energéticos modernos”, reconoce Lillo Rodrigo.

PERFIL DEL AUTOR DE LA TESIS GANADORA

Pau Lillo Rodrigo es Doctor en Desarrollo Local y Cooperación Internacional por la Universidad Politécnica de Valencia (Cum Laude y Mención Internacional), ha cursado un Máster en Políticas y Procesos de Desarrollo y un Máster en Ingeniería Mecánica y Materiales, por la Universidad Politécnica de Valencia, además de un Máster en Ingeniería y Gestión de Energías Renovables por la Universidad de Barcelona.

Desde 2009, es voluntario en la ONGD Ingeniería Sin Fronteras, habiendo realizado dos estancias de voluntariado en Cajamarca, Perú (2010 y 2011), y ejerciendo como técnico de proyectos para esta misma ONG entre 2012 y 2013. En todo este tiempo su trabajo ha estado relacionado con procesos de desarrollo en países del Sur, basados en proyectos tecnológicos y energéticos orientados a mejorar el nivel bienestar de las personas en el marco del Desarrollo Humano Sostenible. Es también voluntario en la Plataforma por un Nuevo Modelo Energético en Valencia y ha sido voluntario en la ONGD Asas de Socorro en Guinea Bissau.

Lillo Rodrigo señala que su motivación por realizar el Doctorado en el ámbito de la Cooperación al Desarrollo empezó a raíz de su voluntariado y trabajo como técnico de proyectos en Cajamarca, Perú. Durante esos periodos, reconoce, “pude identificar muchas de las debilidades de los proyectos tecnológicos en cuanto a su efectividad a la hora de producir verdaderos procesos de desarrollo, entendiendo éstos como la expansión real de las libertades y oportunidades de las personas, así como el empoderamiento de la población local para lograr provocar los cambios en sus vidas y su entorno que puedan valorar”.

Para superar estas dificultades, “era necesario llevar a cabo un proceso profundo de análisis, reflexión y trabajo conjunto con la población, organizaciones y administraciones locales, que permitiese llegar a la raíz de los problemas y establecer estrategias robustas que dotasen a los proyectos que llevábamos a cabo de mayor capacidad de transformación de la realidad, erigiendo a los comúnmente llamados “beneficiarios” en verdaderos agentes de cambio, abordando las desigualdades de forma central y logrando procesos sostenibles que permitan mantener el salto cualitativo en términos de bienestar para las generaciones futuras”, expone Lillo Rodrigo.

PREMIO

El premio, en su IV edición, contempla la publicación de la tesis ganadora en formato digital con número de registro ISBN y su difusión en la red de universidades del G-9 junto a otras redes asociadas. Asimismo, la persona ganadora recibirá un diploma acreditativo y un premio tecnológico valorado en 1.000 euros.

A través de este Premio, se pretende potenciar, con vocación de continuidad en el tiempo, utilidad técnica y aplicación práctica, la investigación para y sobre el desarrollo en el marco de los programas de doctorado de las universidades públicas, así como la realización de tesis que puedan dar lugar a líneas de investigación.

GRUPO 9 DE UNIVERSIDADES

El Grupo 9 de Universidades (G-9) es una asociación, creada hace 20 años, conformada por las universidades que son únicas universidades públicas en sus respectivas Comunidades Autónomas: Universidad de Cantabria, Universidad de Castilla-La Mancha, Universidad de Extremadura, Universitat de les Illes Balears, Universidad de La Rioja, Universidad de Oviedo, Universidad del País Vasco, Universidad Pública de Navarra y Universidad de Zaragoza.



viernes, 23 de junio de 2017

COMUNICADO CONJUNTO DE LA COMISIÓN SECTORIAL DE GERENTES Y DE LA COMISIÓN SECTORIAL DE PROFESORADO DEL GRUPO 9 DE UNIVERSIDADES




Las Comisiones Sectoriales de Gerentes y Profesorado del Grupo 9 de Universidades (G-9), reunidas bajo la Presidencia del rector de la Universidad de Castilla-La Mancha y del rector de la Universidad de Zaragoza, hacen público el siguiente comunicado:






1. La solución real a los problemas de la necesaria incorporación de personal a la universidad pública española se conseguiría con la supresión del sometimiento a la tasa de reposición, sin perjuicio del control presupuestario que se le exija.

2. Si bien, en el ámbito del Personal Docente e Investigador (PDI), se podría emitir una valoración positiva del contenido del Proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado para el año 2017, en la redacción previa a la votación en el pleno del Senado, siempre y cuando sirva de manera eficaz a la reducción de la temporalidad en el empleo, en el caso del Personal de Administración y Servicios (PAS) la valoración debe ser negativa. 

El tratamiento diferenciado del PAS carece de justificación objetiva y agrava la situación existente. Desde el G-9 de Universidades se considera que este personal es imprescindible para que la universidad pública española cumpla con sus misiones de docencia, investigación e innovación. Por ello, se manifiesta el rechazo rotundo a su exclusión de las medidas de reducción de la temporalidad en el empleo. 

3. Se considera necesario abordar la reforma del conjunto de normas, legales y reglamentarias, relativas al PDI así como al personal de apoyo a la investigación, clarificando las incógnitas que actualmente se plantean y corrigiendo las deficiencias observadas. En particular, se pide una especial atención a las Ciencias de la Salud, en el ámbito de la salud humana, a la vista de la situación y características del personal que está prestando servicio en el mismo.

Se precisa con urgencia un estatuto del PDI que atienda a las fuertes diferencias entre universidades y ramas de conocimiento. En su elaboración, además de la representación de los trabajadores y trabajadoras, es imprescindible la presencia de las propias universidades, pues son quienes conocen de primera mano los innumerables problemas que se plantean y serán, en definitiva, las responsables de su aplicación.

El Grupo 9 de Universidades (G-9) es una asociación, creada hace 20 años, conformada por las universidades que son únicas universidades públicas en sus respectivas Comunidades Autónomas: Universidad de Cantabria, Universidad de Castilla-La Mancha, Universidad de Extremadura, Universitat de les Illes Balears, Universidad de La Rioja, Universidad de Oviedo, Universidad del País Vasco, Universidad Pública de Navarra y Universidad de Zaragoza.

En Santander, a 23 de junio de 2017



Grupo 9 de Universidades
Tfnos:+34 948 169 592/+34 948 168 039
E-mail: grupo9@uni-g9.net
Web: http://www.uni-g9.net
Twitter: @uni_g9





viernes, 9 de junio de 2017

El Grupo 9 de Universidades analiza, en Pamplona, estrategias de captación de alumnos extranjeros para grados bilingües

Reunión en Pamplona de la Comisión Sectorial de Relaciones Internacionales del G-9, con su presidente, Ángel Pazos (6.º a la dcha.), y el rector de la UPNA, Alfonso Carlosena (7.º a la dcha.)
  • La Comisión Sectorial de Relaciones Internacionales ha evaluado también diversas actividades como el premio de tesis doctorales en Cooperación al Desarrollo, el Concurso de Monólogos en Inglés o la asistencia a ferias internacionales de Postgrados.

El Grupo 9 de Universidades (G-9), reunido en el campus de la Universidad Pública de Navarra (UPNA) en Pamplona, ha analizado las estrategias de captación de alumnado extranjero para cursar grados bilingües en inglés. Los representantes de las nueve instituciones universitarias han puesto en común su oferta educativa en dicha lengua con el fin de diseñar medidas conjuntas y aumentar así el número de estudiantes foráneos.

Además, la Comisión Sectorial de Relaciones Internacionales, presidida por el rector de la Universidad de Cantabria, Ángel Pazos, ha conocido que, para el IV Premio de Tesis Doctorales en Cooperación al Desarrollo, se han presentado veinticinco trabajos, de los que quince corresponden a autores matriculados en universidades públicas no pertenecientes al G-9. La resolución de este galardón, abierto a tesis doctoral sobre temas de desarrollo humano sostenible, educación para el desarrollo y cooperación universitaria al desarrollo defendidas entre el 1 de enero de 2015 y el 31 de diciembre de 2016 en cualquiera de las universidades públicas españolas, está prevista para finales de este mes, durante la reunión de la asamblea general de rectores del G-9, que se celebrará en Toledo.

Monólogos en inglés en Baleares

La citada comisión sectorial, que ha reunido a vicerrectores y directores del área de relaciones internacionales de las nueve universidades, ha acordado también celebrar la III edición del Concurso de Monólogos en Inglés en la Universitat de les Illes Balears durante la primavera de 2018 y asistir en noviembre a varias ferias educativas en las ciudades colombianas de Bogotá y Cali, donde presentará una oferta conjunta de posgrados oficiales. El encuentro también ha servido para hacer un balance de algunos convenios internacionales firmados por el grupo, como el que mantiene con la red de universidades públicas de Marruecos.

El Grupo 9 de Universidades (G-9) es una asociación, constituida en 1997, e integrada por las universidades públicas españolas que son únicas en sus respectivas comunidades autónomas: Cantabria, Castilla-La Mancha, Extremadura, Illes Balears, La Rioja, Oviedo, País Vasco, Pública de Navarra y Zaragoza. Agrupa conjuntamente a unos 200.000 estudiantes presenciales.

La finalidad de la asociación es potenciar las relaciones entre las instituciones universitarias pertenecientes al grupo, a fin de promover, entre otras, la colaboración en actividades docentes e investigadoras de su comunidad universitaria.

Fuente: Universidad Pública de Navarra


jueves, 25 de mayo de 2017

Llorenç Huguet, elegido rector de la Universitat de les Illes Balears




  • Ha obtenido el 57,46 por cien de los votos ponderados
  • Es miembro de la Asamblea General de Rectores del Grupo 9 de Universidades y presidente de la Comisión Sectorial de Proyección Cultural y Social 

El doctor Llorenç Huguet Rotger, catedrático de universidad de Ciencia de la Computación e Inteligencia Artificial, ha sido elegido rector de la Universitat de les Illes Balears (UIB) en las elecciones celebradas el 24 de mayo de 2017, obteniendo la mayoría de los votos emitidos.Huguet es miembro de la Asamblea General de Rectores del Grupo 9 de Universidades (G-9) y presidente de la Comisión Sectorial de Proyección Cultural y Social del Grupo que integra a las universidades públicas españolas únicas en su Comunidad Autónoma. 

Datos del escrutinio

El doctor Llorenç Huguet Rotger ha obtenido el 57,46 por cien de los votos ponderados.
El doctor Rafel Crespí Cladera ha obtenido el 42,54 por cien de los votos ponderados.


Índice de participación por sectores 

Sector a) profesores doctores con vinculación permanente a la Universidad: 90,45%

Sector b) resto de personal docente e investigador: 42,75%

Sector c) estudiantes: 9,82%

Sector d) personal de administración y servicios: 84,06%

Los electores de la comunidad universitaria, profesores, estudiantes y personal de administración y servicios de la UIB, están estructurados en diferentes sectores. El voto para la elección del rector se pondera por sectores de la siguiente manera:

51 por cien para el profesorado doctor con vinculación permanente a la Universidad (sector a).
12 por cien para el resto de personal docente e investigador (sector b).
25 por cien para el alumnado (sector c).
12 por cien para el personal de administración y servicios (sector d).
Las personas que han podido ejercer el derecho al voto en las elecciones de la Universidad de las Islas Baleares y que, por tanto, conforman el censo de la UIB son 15.731.

Sector a): 576, profesores doctores con vinculación permanente a la Universidad.
Sector b): 910, resto de personal docente e investigador.
Sector c): 13.624, alumnos.
Sector d): 621, miembros del personal de administración y servicios.



martes, 23 de mayo de 2017

Una veintena de rectores y exrectores conmemora en Teruel el XX Aniversario del Grupo 9 de Universidades


  • El secretario general de Universidades, Jorge Sáinz, asiste al acto en representación del Ministerio de Educación, Cultura y Deportes.
Una veintena de rectores y exrectores, pertenecientes a las instituciones que forman parte del Grupo 9 de Universidades (G-9), se ha reunido en Teruel para conmemorar el vigésimo aniversario de la creación de la asociación conformada por las universidades que son únicas instituciones universitarias públicas en su Comunidad Autónoma. El acto, celebrado en el Vicerrectorado del Campus de Teruel de la Universidad de Zaragoza, cuyo rector, José Antonio Mayoral, preside este semestre el Grupo 9, ha contado con la presencia del secretario general de Universidades del Ministerio de Educación, Cultura y Deportes, Jorge Sáinz, además de una nutrida representación del equipo de dirección de la Universidad de Zaragoza, vicerrectores de algunas de las universidades del Grupo y personal de la Secretaría General del G-9.

En el transcurso del acto conmemorativo, se han repasado los orígenes del Grupo y su gestación inicial, previa a la constitución formal en mayo de 1997, a cargo de uno de los rectores fundacionales del Grupo, Antonio Pérez Prados, exrector de la Universidad Pública de Navarra,  quien ha pormenorizado algunas de las gestiones llevadas a cabo a finales de los años noventa para que el Grupo se pusiera en marcha.

Por su parte, el exrector de la Universidad de Cantabria, Federico Gutiérrez Solana, ha puesto de manifiesto la relevancia que el G-9 ha ido adquiriendo en los años posteriores a su constitución como parte del sistema universitario español y su influencia en la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE), que ha contado hasta la actualidad con 4 rectores presidentes de universidades que integran el G-9.

Asimismo, la rectora de la Universidad del País Vasco, Nekane Balluerka, ha abogado por fortalecer la alianza entre las 9 universidades, animando a reflexionar, conjuntamente, sobre nuevas acciones a desarrollar en los próximos años.

El acto conmemorativo ha servido también para realizar un recorrido por algunos de los proyectos llevados a cabo por el Grupo en los últimos años tales como el Campus Virtual Compartido, en el que se han formalizado más de 50.000 matrículas desde su puesta en marcha en el curso 2001/2002; el sello editorial del Grupo, Genueve Ediciones, que ha editado 16 títulos hasta la fecha, y UNIVALUE, empresa constituida con capital social de las 9 universidades del Grupo y que supuso un ejemplo innovador en la transferencia del conocimiento científico de la universidad al resto de la sociedad, hasta el cese de sus actividades a comienzos de 2016.

La sesión conmemorativa del XX Aniversario ha concluido con una mesa redonda en la que se ha debatido cuáles son algunos de los retos y desafíos de la universidad pública española (mayor internacionalización, sinergias con el mundo empresarial, o cómo incrementar el número de estudiantes matriculados en las universidades públicas, entre otros aspectos), con intervenciones del secretario general de Universidades, Jorge Sáinz; el presidente de Crue Universidades Españolas, Segundo Píriz, rector de la Universidad de Extremadura, y el director de ANECA, José Arnáez, exrector de la Universidad de La Rioja.

Los asistentes al XX Aniversario han sido recibidos en el Ayuntamiento de Teruel por su alcaldesa, Emma Buj, quien se ha mostrado interesada por la labor que viene desarrollando el G-9 en sus diferentes ámbitos de actuación y ha deseado que continúen los éxitos de cara al futuro.

El Grupo 9 de Universidades (G-9) es una asociación conformada por las universidades que son únicas universidades públicas en sus respectivas Comunidades Autónomas: Universidad de Cantabria, Universidad de Castilla-La Mancha, Universidad de Extremadura, Universitat de les Illes Balears, Universidad de La Rioja, Universidad de Oviedo, Universidad del País Vasco, Universidad Pública de Navarra y Universidad de Zaragoza.

viernes, 19 de mayo de 2017

Comunicado de la Comisión Sectorial de Investigación del Grupo 9 de Universidades





La Comisión Sectorial de Investigación del Grupo 9 de Universidades (G-9), presidida por el rector de la Universidad de Oviedo, Santiago García Granda, se ha reunido los días 18 y 19 de mayo en la Universidad de Zaragoza. Constituida por 6 grupos de trabajo, e integrada por más de 70 personas de las 9 universidades públicas, la Comisión Sectorial desea poner de manifiesto los siguientes aspectos:

En primer lugar, se constata la preocupación de las universidades públicas y, en especial, de las 9 universidades del Grupo, por el retraso en las convocatorias del Plan Nacional del Ministerio de Economía, Industria y Competitividad (MINECO). Esto pone en riesgo la continuidad de investigaciones en curso de grupos de Investigación claves para el sostenimiento de la productividad científica y la transferencia de las universidades. Lo cual es especialmente preocupante porque afecta al mantenimiento de los Recursos Humanos que constituyen el relevo generacional en nuestras instituciones. De confirmarse estas predicciones, muchos grupos altamente competitivos no dispondrán de los recursos necesarios para continuar su actividad a partir de enero de 2018. 

A esta situación, con consecuencias negativas a corto y medio plazo, se suma la nula incidencia que la recuperación económica tiene en las partidas que los Presupuestos Generales del Estado reservan para los programas de Investigación Científica y Tecnológica. 

Si bien los cauces para el desarrollo de las políticas de Recursos Humanos y de la financiación de la Investigación competitiva se han consolidado, la inversión a través de estos instrumentos es, claramente, insuficiente y está en franco retroceso.  Esta evolución no augura una recuperación y una regeneración del sistema de Investigación Universitario. Un claro ejemplo de ello es la drástica reducción de la inversión en programas emblemáticos y de efectividad contrastada como el Programa Ramón y Cajal o la práctica paralización de los Campus de Excelencia Internacional. 

Es particularmente preocupante el escaso avance en la capacidad de reinserción de doctores en nuestro sistema a través de los diferentes programas. Sería necesario un mayor compromiso del tejido empresarial y un mayor reconocimiento del título de Doctor para evitar la pérdida de oportunidades y el desaprovechamiento de la gran inversión que supone la formación de personas preparadas y capacitadas por la falta de mecanismos y voluntades de aprovechar el  talento que producen las universidades españolas. Frente a ello, otros países  de nuestro entorno están demandando doctores españoles que se integran, de forma efectiva, en su sistema productivo, drenando nuestros recursos nacionales. 

El poco éxito alcanzado, hasta la fecha, con los programas de Doctorados Industriales evidencia que no se ha logrado la necesaria implicación del sector empresarial en la incorporación de doctores a sus plantillas. Sería preciso, entre otras medidas, que los poderes públicos establezcan incentivos para que la I+D+i empresarial sea llevada a cabo, necesariamente, por doctores. 


Para contribuir a paliar algunas de las carencias mencionadas, desde el Grupo 9 de Universidades se sigue apostando por la realización de Jornadas Doctorales anuales, que reúnen a decenas de doctorandos de las 9 universidades desde 2012, y que se complementarán próximamente con la creación de un foro de doctorandos de las 9 universidades.

Por otra parte, la separación de competencias universitarias y políticas de I+D+i en las estructuras ministeriales es un factor que provoca una evidente descoordinación. Esta circunstancia incide negativamente en el aprovechamiento de los escasos recursos públicos que el Estado pone a disposición de los investigadores. 

Las políticas públicas de I+D+i de las Comunidades Autónomas no siempre están siendo capaces de complementar la falta de inversión a nivel nacional. La falta de continuidad en las estrategias públicas de apoyo a la Investigación hace que nuestro país no pueda cumplir sus objetivos a largo plazo.

Consideramos especialmente relevante la puesta en marcha de las recomendaciones del grupo de trabajo de la CRUE para la implantación efectiva del nuevo sexenio de transferencia que reconozca, con un marco adecuado, la necesaria transmisión de conocimiento de la universidad a la empresa.

La Comisión Sectorial de Investigación del G-9 se hace eco de las recomendaciones de la Asamblea General de Crue Universidades Españolas en el sentido de incluir la reserva del 5% por discapacidad en todas las convocatorias y contrataciones de personal investigador. Las universidades deben mantenerse a la vanguardia como instituciones públicas que abogan o fomentan la integración social en su sentido más amplio. 

Con el objetivo de aumentar la influencia de la Comisión Sectorial de Investigación  del G-9 a todos los niveles y lograr una mejor coordinación y comunicación dentro de la CRUE se pondrán en marcha nuevos mecanismos que incluirá la creación de un grupo de trabajo de presidentes de Comisiones Sectoriales de Investigación del G-9 y de CRUE. 

El Grupo 9 de Universidades (G-9) es una asociación, creada hace 20 años, conformada por las universidades que son únicas universidades públicas en sus respectivas Comunidades Autónomas: Universidad de Cantabria, Universidad de Castilla-La Mancha, Universidad de Extremadura, Universitat de les Illes Balears, Universidad de La Rioja, Universidad de Oviedo, Universidad del País Vasco, Universidad Pública de Navarra y Universidad de Zaragoza. 

En Zaragoza, a 19 de mayo 2017